lunes, 14 de enero de 2013

Chaleco a crochet

Este chaleco o tapado, sin mangas y que cierra con un prendedor o palillo, tiene una particularidad: se teje a partir de un cuadrado. El cuadrado corresponde a la espalda y desde ahí, se teje el bajo sisa, se levanta una cadeneta para formar el resto de la sisa y se continúa con uno de los delanteros. El escote es  a gusto, se puede hacer en V o en cuadrado, o la forma que se prefiera. Terminado un delantero, se repite igual al lado opuesto. 

Realizada la parte alta de este chaleco, se inicia el cuerpo con un punto bien calado. Para cerrar se tejió una flor que se montó sobre un alfiler.


El resultado, un bonito chaleco para la tarde, en un intenso color sandía que nos recuerda que estamos en verano.


1 comentario: